El costo de descargar aplicaciones gratuitas y sus consecuencias

hand-apps

Muchas veces descargamos aplicaciones ‘útiles’ porque son ‘gratis’ o nos las recomiendan. Apps que posiblemente usemos una o dos veces y quedan instaladas sin ningún propósito y a simple vista no influyen el rendimiento del smartphone.

Sin embargo, expertos confirman que este tipo de aplicaciones en modo free o freemium, pueden comprometer desde el uso de la batería hasta el plan de datos.

Una investigación realizada por la Universidad del Sur de California llegó a la conclusión de que las aplicaciones gratuitas tienen un costo. El estudio demostró que este tipo de programas podrían llegar a consumir un 16% más de batería, 22% más de memoria y 79% más datos en comparación con otras de iguales características pero de pago.

hand-people=apps

Pero, ¿cómo obtienen ingresos las aplicaciones de descarga gratis? Fácil, la gran cantidad de publicidad insertada es un modelo de negocio consolidado para esta clase de escenarios. Si queremos deshacernos de ella, tendremos que comprar la versión completa. No obstante, las publicidades necesitan descargar contenido multimedia, lo que afectaría directamente al plan de datos.

No todo está perdido. Existen dos maneras de reducir el impacto de estas aplicaciones en nuestro plan celular: la primera consiste en activar el uso de datos solo en las apps que trabajemos a diario, para el resto, WiFi es suficiente. La segunda y más importante, eliminar aplicaciones que ya no utilicemos, esto ayudará a mejorar también el rendimiento de la batería, que por lo general duran hasta 5 años, lo que equivale a 300-500 ciclos completos.

Te puede interesar: